Templanza

Pregunta del Fiscal:

¿Es cierto que usted el día de los hechos se cagó en los muertos del denunciante, en toda su puta madre y en el hijo de puta de su padre, al igual que en toda su corte celestial?

Respuesta del acusado:

No, es falso… Yo estaba tranquilamente trabajando en la fundición y entonces le dije: “Antonio, por Dios, ¿no te das cuenta de que me has echado todo el acero fundido por la espalda y que es una sensación muy desagradable?”

Vía correo electrónico

Deja un comentario

Archivado bajo Humor

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s